Macabi Noar

Entrevistas

Marcelo Marianoff: “Rikudim es tradición, pasión, judaísmo, energía”

Nota: Dalit Hojman - Fotos: Marcelo Marianoff

Destacando Rikudim como una de las áreas y actividades que hacen distintiva a nuestra institución e identidad judía, Marcelo Marianoff, Director del área de rikudim, comparte su visión y afirma convencido que hemos crecido mucho a lo largo de todos estos años. “Tras conocer la realidad de rikudim en distintas partes del mundo, pude ver que Córdoba tiene una gran fortaleza y número de personas que acompañan la actividad. La idiosincrasia, cultura y personas son distintas en los diferentes países. Sin embargo, todos bailamos lo mismo y por un mismo motivo, continuidad judía. En la gran mayoría de las familias de la comunidad cordobesa, hay un integrante que baila rikudim y eso no se da en todas partes.”

 

Apasionado por el baile y la continuidad judía desde chico, Marcelo dedicó gran parte de su vida al mundo rikudero. Fue en el año 2001, tras participar en una audición para representar Argentina en el festival Karmel de Israel y haber sido seleccionado, cuando se dio cuenta que podía hacer de una pasión algo más profesional. Fue así como decidió continuar con sus numerosos viajes y participaciones en Camps de todo el mundo. Asegurando haber vivido en ellos experiencias únicas y enriquecedoras que le permitieron crecer y poner toda su energía en aquello que ama hacer, destacando la energía de la gente como alfo fundamental. “La energía de la gente al responder el esfuerzo y trabajo que uno hace; es una gran satisfacción y motivación para seguir nutriéndose de nuestra cultura y orígenes como pueblo judío.”

Dicen que todo tiene un principio y un final. Pero esta es una excepción, ya que 20 años de sábados a puro club como Madrij, Rosh, Moré y Director no tienen punto final. Como dijo él “Es un hasta luego”. Hoy se encuentra culminando su octavo año como Director del área y su último Leatid; hoy se cierra una etapa e inicia otra. “Quiero dedicar toda esta energía a mi familia y a mi futuro hijo. De todas formas eso no significa que me voy y no vuelvo. Como dije, es un hasta luego. El departamento de Rikudim me acompañó en los momentos más importantes de mi vida, me vio crecer, casarme y esperar mi futuro hijo” 

Durante todos estos años hubo mucha gente que de una u otra manera formó parte de Rikudim. “Es difícil y hasta sería imposible agradecer a cada persona en especial. Quiero agradecer a todos! Al tzevet de morim actual y los anteriores. A mis codirectoras, comorim, alumnos, subcos, etc, etc. Por tanta pasión, compromiso, buenos momentos, discusiones para mejorar y por ponerle esa energía y buena vibra siempre”.

“Una última pregunta” le dije. “¿Qué es Rikudim para vos?“. Sonrió, y respondió “Tradición, pasión, judaísmo, energía”.

 

Click para comentar

Dejá una respuesta

Mas leídas

Arriba